Tres casas fueron arrasadas por las llamas en la población Vicente Atencio

Vecinos y vecinas del sector apoyaron en todo momento la labor de Bomberos, ayudándolos incluso a desplegar sus mangueras.

La totalidad del Cuerpo de Bomberos de Arica (CBA) trabajó en la extinción del fuego que destruyó completamente a tres casas, tres vehículos y una cuarta vivienda, que resultó quemada en un 50%.

A las 13:50 horas del miércoles 21 de diciembre, se dio la primera alarma de incendio en el sector de Salvo con Waidele en la población Vicente Atencio, llamado al que acudieron las seis Compañías de la ciudad, además de la Séptima Compañía de Azapa para apoyar con su carro aljibe.

Debido a las construcciones hechas con material ligero y la poca distancia entre las viviendas, las llamas se propagaron rápidamente por las casas contiguas, lo que derivó en dar una segunda y tercera alarma de incendio por parte de la Central de Alarmas y Telecomunicaciones del CBA.

“Fue una emergencia de largo aliento, lamentablemente las características de las viviendas del sector nos provocaron un inconveniente al momento de realizar las labores de extinción. En mi caso, es la primera vez que estando al mando se decreta una tercera alarma de incendio, al principio no teníamos el personal ni los carros necesarios, tuvimos que solicitar apoyo a la Municipalidad de Arica y al Ejército para que nos colaboraran con sus carros aljibes, Carabineros nos apoyó con sus carros lanzagua para ayudar a controlar las llamas”, explicó el Segundo Comandante del CBA, Carlos Riquelme.

A la hora de declarada la emergencia, la mayoría de los Voluntarios y Voluntarias se encontraban en su lugar de trabajo, donde no siempre cuentan con el permiso necesario para dejar sus labores y acudir a trabajar en el siniestro. En este sentido, los vecinos y vecinas del sector prestaron todo su apoyo a Bomberos y Bomberas para extinguir las llamas y evitar una propagación aún mayor. “Los vecinos y vecinas se portaron a la altura, muchos de ellos suplieron la falta de personal que tuvimos en algún momento ayudándonos a tractar material, a ingresar en las viviendas y tirar paños (mangueras), estamos agradecidos de ellos y ellas, detalló el Segundo Comandante.

Durante un momento, el personal de Bomberos se vio complicado con el abastecimiento de agua, pero al ser desplegadas la totalidad de unidades del CBA, su pudo realizar las maniobras necesarias de extinción del incendio. En cuanto al resumen de trabajo realizado, Carlos Riquelme señaló que “Hay un par de Voluntarios con heridas contusas y algunos vecinos que se vieron afectados por quemaduras, obviamente, por las características de este siniestro que hace tiempo no sucedía en Arica”.

Lamentablemente, la violencia del incendio y la construcción de lugar, no permitió que se pudieran realizar labores de rescate en una primera intervención para poder salvar a las macotas que fallecieron, sin embargo, algunas se lograron salvar gracias a la labor de Bomberos y Bomberas con la ayuda de los vecinos. En este sentido, nuevamente se destaca la participación de los vecinos y vecinas del sector que ayudaron en todo momento debido al cansancio y estrés térmico que generó el trabajo en Voluntarias y Voluntarios.

Las causas del incendio son motivos de investigación y en eso está trabajando el Departamento Técnico del CBA.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *